Loading
Buscar en Drogas México

   

EDITORIAL: Ciudad pacheca :: Drogas México

Iglesia
Posiciones de las iglesias católica y cristianas respecto a la relación de las personas con las drogas

Editorial: Narcocultura de izquierda
EDITORIAL: Ciudad pacheca
Los 10 milagros del Papa


Pacheca es una iniciativa que la aplanadora perredista en la Asamblea Legislativa del Distrito Federal presentaría al iniciar el periodo de sesiones...Pacheco es adjetivo para identificar a los adictos a la marihuana, la droga más consumida en México después del alcohol y del tabaco. El término parece peyorativo, pero identifica muy bien las consecuencias...
FEB
2
2 0 1 4

0 comentarios


EDITORIAL: Ciudad pacheca

Sistema Informativo de la Arquidiócesis de México (SIAME)

2 de febrero de 2014 (28/02/14)
Sistema Informativo de la Arquidiócesis de México (SIAME) ver en siame.mx

Pacheca es una iniciativa que la aplanadora perredista en la Asamblea Legislativa del Distrito Federal presentaría al iniciar el periodo de sesiones




Pacheco es adjetivo para identificar a los adictos a la marihuana, la droga más consumida en México después del alcohol y del tabaco. El término parece peyorativo, pero identifica muy bien las consecuencias del uso de lo que, erróneamente, se cree como una planta cuyas moléculas adictivas serían menos inofensivas que las de otras sustancias ilegales.

Pacheca es una iniciativa que la aplanadora perredista en la Asamblea Legislativa del Distrito Federal presentaría al iniciar el periodo de sesiones con el fin de que el Distrito Federal esté en consonancia con otras latitudes, como siempre malas copias, para hacer de la Ciudad de México el laboratorio, conejillo de indias, del consumo legal de la marihuana, iniciativa que, afirman sus impulsores, está a la altura, elaborada por juristas, expertos académicos y legisladores que han tomado la bandera verde.

Los argumentos para su defensa van por el lado del alto número de consumidores en la Ciudad, estimándose 80 mil usuarios de la exótica planta y, por otro lado, la desaparición del mercado negro donde se trafica y comercializa. La pieza legislativa propondría, a decir de sus apologistas, una regulación inteligente para paliar problemas de salud pública, controlar a los adictos, cultivar plantas para consumo personal y fortalecer la seguridad poniendo fin a una guerra no deseada. Finalmente, los iniciadores fundarían el documento sobre la ideología individualista y la doxa de los derechos que cada persona tiene sobre su cuerpo.

Es cierto que la marihuana es la droga de mayor uso y sus consecuencias en la salud pública son nefastas. Sin embargo, los legisladores ignoran –deliberadamente– que su consumo tiene origen en problemas multifactoriales y evaden la dramática y penosa realidad de los adictos quienes experimentan una dependencia limitante de su calidad de vida que pone en riesgo sus relaciones familiares y laborales y, socialmente, podría incitar a la violencia y al delito, además de ser puerta de entrada para los más jóvenes al consumo precoz, apostando a la tolerancia legal, más barata siempre y generadora de riqueza para pocos bolsillos, en lugar de las efectivas e inteligentes alternativas preventivas y de los eficaces tratamientos de rehabilitación.

Los hombres y mujeres de izquierda han laudado al Papa Francisco por ser renovador, liberal y revolucionario. Y en esa revolución, el Pontífice ha advertido sobre los espejismos de la legalización. En Río de Janeiro afirmó que la plaga del narcotráfico siembra dolor y muerte; la liberalización de las drogas, por el contrario, “no podrá reducir la propagación y la influencia de la dependencia química” y concluye que solo los valores, la educación, la solidaridad y la justicia combaten el uso de drogas.

La legalización de la marihuana está cerca de la lógica del poder de los mercaderes de la muerte. La droga no se vence con la droga. Primero atentaron contra la vida de los no nacidos, después arremetieron contra valores e instituciones fundamentales del derecho civil, ahora toleran y promueven una sociedad adicta y enferma, la ciudad pacheca.

ver en siame.mx


estás viendo:
EDITORIAL: Ciudad pacheca
volver arriba
Iglesia


comentarios
Entrar para agregar comentario:
entrar


DrogasMexico.org es un proyecto de Convivencia y Espacio Público AC y el Colectivo por una Política Integral hacia las Drogas AC.
Agradecemos el apoyo de Open Society Foundation, Angelica Foundation y Tides Foundation