Loading
Buscar en Drogas México

   

Sobre adicciones, votos y farsantes :: Drogas México

Salud
[Imagen: http://difhuatusco2008.blogspot.mx]

Favorece Macedo de la Concha debate sobre despenalización de drogas
Sobre adicciones, votos y farsantes
La farmacodependencia, tema prioritario de salud pública en México


Dice Guido Belsasso, quien cobra como comisionado del Consejo Nacional contra las Adicciones, que dentro de año y medio se dará a conocer una vacuna contra el tabaquismo y que antes de tres años se contará con otras destinadas a evitar los males de la cocaína y la heroína. Ojalá así sea, pero mucho nos...
JUL
1
2 0 0 3

15 comentarios


Sobre adicciones, votos y farsantes

Humberto Musacchio

Martes 1 de julio de 2003 (05/10/04)
Reforma ver en reforma.com





Dice Guido Belsasso, quien cobra como comisionado del Consejo Nacional contra las Adicciones, que dentro de año y medio se dará a conocer una vacuna contra el tabaquismo y que antes de tres años se contará con otras destinadas a evitar los males de la cocaína y la heroína. Ojalá así sea, pero mucho nos tememos que se trata de un invento del señor Belsasso, para quien el problema "no radica en dejar de consumir, sino en controlar los impulsos" que impiden a los adictos abandonar la sustancia de la que dependen.

 

 

En una entrevista que no tiene desperdicio, el presunto experto dijo a Blanca Valadez (Milenio, 26/VI/2003) que "hay una serie de elementos psicológicos que estimulan el vicio de la drogadicción", porque para Belsasso la adicción no es un asunto médico, sino un problema moral al que hay que condenar llamándolo "vicio" y echándole agua bendita al vicioso.

 

La explicación de lo anterior es una desternillante muestra de humor involuntario: "si un adicto a la cocaína, por ejemplo, pasa por el lugar donde consumía o compraba droga, experimentará impulsos eléctricos y emocionales que le llegarán al cerebro como si se hubiera dado un pasón de coca (sic). Esas circunstancias son las que provocan que el adicto en proceso de rehabilitación vuelva a consumir". Dicho de otra manera, si el paciente en proceso de rehabilitación pasa cerca de una farmacia donde venden chochos –para decirlo en el lenguaje del señor Belsasso–, nada más por la cercanía geográfica tendrá la experiencia placentera que proporcionan las pastas, pero sin el malestar propio del bajón posterior. Por supuesto, si el paciente vuela sobre la sierra Madre y pasa encima de los sembradíos de amapola, aquello será el equivalente a un arponazo sin necesidad de castigarse las venas.

 

Gracias a esta especie de ósmosis belsassiana que permite ponerse hasta las chanclas sin drogarse, es que este adicto al presupuesto público anuncia sin rubor que "estamos logrando llegar al más bajo nivel de consumo gracias a que los planteamientos y esfuerzos preventivos ya no se concentran en la ciudad de México ni tampoco en manos exclusivas (sic) de la Federación... (pues) cuando empezó la administración (ésta, la foxista), había menos de 200 consejos municipales con programas preventivos (y) hoy en día son alrededor de 1,200". Sobra decir que este manejo de los números se parece a la conversión foxista de los pobres en prósperos clasemedieros.

 

Lo dicho por ese funcionario está muy a tono con las cifras de la Encuesta Nacional de Adicciones levantada entre febrero y mayo de 2002, la que seguramente se realizó con una metodología que llevara a resultados útiles para las necesidades electorales del panismo. A falta de spots, el jueves se realizó en Los Pinos una ceremonia destinada a dar una imagen de beatitud y eficacia del actual gobierno, pues en ella se ensalzó la labor oficial en el campo de las drogas y se dijo que millón y medio de mexicanos consumen habitualmente alguna sustancia prohibida, en tanto que suman tres millones y medio los que alguna vez han probado uno u otro estupefaciente, número que debe matar de risa a varias generaciones que han visto circular antes la mariguana y ahora la cocaína o el éxtasis en cualquier fiesta familiar, por no mencionar las discotecas, donde se ofrece surtido rico; o que ven consumirse a los más pobres en el limbo de los inhalantes.

 

Lo cierto es que las propias tendencias oficiales contradicen el optimismo gubernamental. De acuerdo con la encuesta, en 1998 había 13 hombres por cada mujer adicta, proporción que en 2002 era de cuatro a uno. Como ni los milagros del doctor Belsasso habrán podido rehabilitar a 9 de cada 13 hombres, lo más lógico es que junto al aumento de mujeres adictas se haya elevado la cantidad de varones enganchados con las drogas.

 

Las adicciones son un problema de salud pública, pero el gobierno mexicano cree que es un demonio al que se puede exorcizar con policías y presupuesto. En la misma reunión, el general Rafael Macedo de la Concha anunció que el Ejecutivo enviará al Congreso una iniciativa de ley para reforzar la persecución del narcotráfico mediante la participación coordinada de todas las corporaciones. Dicho de otra manera, más policías intervendrán en la estéril lucha antidrogas y los contribuyentes mexicanos pagarán cada vez más para sostener esa guerra perdida en la que se sacrifican miles de vidas y se corrompe a cada vez más policías y militares, más jueces y agentes del Ministerio Público.

 

Y mientras el gobierno urde nuevas formas de gastar más dinero y perder más vidas, le regatea recursos a quienes verdaderamente trabajan por la rehabilitación. Entrevistado en el Canal 40 el director de los Centros de Integración Juvenil, los CIJ, dijo que el consumo de algunas sustancias, suponemos que especialmente la mariguana, se había estabilizado, lo que puede ser alentador, pero muestra también que es limitado el universo de los adictos a una sustancia, sea ésta legal o ilegal. Lo triste es que estos centros, fundados hace 34 años, suman 85 en todo el país, y para ellos hay un presupuesto de 300 millones de pesos (para todos, no para cada uno), lo que expresa en forma elocuente el poco aprecio que le merecen al Estado estos esfuerzos.

 

Basada en su ignorancia, Kena Moreno, fundadora de los CIJ, condenó la legalización de las drogas, porque según ella y sin ofrecer prueba alguna, la medida ha sido un fracaso donde se ha aplicado. Peor está Guido Belsasso, para quien la despenalización de las drogas en Holanda "sólo atrajo a los narcotraficantes y otras nuevas drogas". La suya es ciertamente una lógica extraña, pues tendría que explicar por qué la desaparición del mercado atrae a nuevos inversionistas.

 

Belsasso, en el colmo del delirio presupuestívoro y de su ignorancia sobre México, asegura que la mariguana "no puede utilizarse para fines médicos porque provoca vómitos, altera el organismo y daña la salud". Cualquier yerbera del mercado Sonora podría informarle que desde hace siglos la mariguana mezclada con alcohol se emplea en la medicina tradicional contra los males reumáticos. Pero como este buen señor no considerará con autoridad a esos modestos comerciantes, le recomendamos leer los varios informes médicos que existen en Estados Unidos sobre el empleo de la mariguana en cancerosos sometidos a radiaciones, a quienes la cannabis reduce la náusea y proporciona un bienestar que antes sólo se lograba con inyecciones de morfina, la que todavía se emplea como analgésico.

 

Si le resulta muy difícil lo anterior, le recomendamos leer un cable de DPA fechado el domingo, donde se informa que en el número de julio de JINS, revista editada por Cambridge University Press, se publican los resultados de un estudio con mil 188 personas coordinado por Igor Grant, de la Universidad de California en San Diego. En ese trabajo se concluye que el uso de la cannabis "aun bajo consumo permanente, no ocasiona daños cerebrales", sólo tiene efectos marginales en la memoria y la capacidad de aprendizaje; no afecta en absoluto funciones cerebrales como "tiempo de reacción, atención, capacidad de percepción, destreza motora, lenguaje y argumentación lógica", en tanto que neurológicamente es menos peligrosa que el alcohol.

 

Si don Guido fuera un poco leal a la ciencia y menos esclavo de sus prejuicios, tendría que renunciar al hueso, convencido de que su gestión ha sido un timo. Lamentablemente, no parece casual que sus desafortunadas intervenciones las haga en época electoral, cuando por fin hay un partido, México Posible, que propone discutir abiertamente estas cosas y no dejarlas en manos de funcionarios y benefactores que ni las conocen ni quieren entenderlas. De ahí la importancia de votar por un diálogo franco en torno a los temas antes prohibidos como el aborto, las drogas o el reconocimiento de derechos a las minorías. De ahí la importancia de votar por México Posible.


ver en reforma.com


estás viendo:
Sobre adicciones, votos y farsantes
volver arriba
Salud


comentarios
Entrar para agregar comentario:
entrar


ricardelico :
saludotes marraneitor
25/03/2009 | 16:27
en Sobre adicciones, votos y farsantes
   
ricardelico :
saludos
23/03/2009 | 13:54
en Sobre adicciones, votos y farsantes
   
ricardelico :
No. Perdi el login. Si logineo en Home, puedo pasar a cualquier docto y no pierdo el login. Pero si regreso a home lo pierdo. O sea al cliquear "Home" arriba se pierde el login.
21/03/2009 | 15:10
en Sobre adicciones, votos y farsantes
   
ricardelico :
Ahora regresaré a Home a ver si sigo logineado. Mensaje tres.
21/03/2009 | 15:05
en Sobre adicciones, votos y farsantes
   
ricardelico :
Mensaje dos.
21/03/2009 | 15:05
en Sobre adicciones, votos y farsantes
   
ricardelico :
Bien. Creo que es la primera vez que logineo desde HOME. Mensaje Uno.
21/03/2009 | 15:05
en Sobre adicciones, votos y farsantes
   
ricardelico :
Nop. Esperé como tres minutos y nunca terminó de aparecer el "Archivo Drogas México". Cliqueo regresar en el browser y llego aquí y posteo sin problema
20/03/2009 | 13:30
en Sobre adicciones, votos y farsantes
   
ricardelico :
Piqué en "Archivo Drogas México" arriba y se abrio a medias una pagina con solamente el fondo de espinas. saludos 4
20/03/2009 | 13:26
en Sobre adicciones, votos y farsantes
   
ricardelico :
Cliquié arriba en "Home" y ya no aparecía la ventana de arriba como logineado; regresé aquí y en efecto tuve que volver a loginearme
20/03/2009 | 13:25
en Sobre adicciones, votos y farsantes
   
ricardelico :
Hola RicIsra, - Entonces lo de quitar el bold esta pendiente - Si al cambiar de URL pierdo el login, entonces no tiene sentido que el sitio web te dé la bienvenida con tu nombre en otro lugar que no sea la ventana de comentarios. O sea, en realidad no se loginea uno al sitio, sino solo a esa ventana de comentarios! O me equivoco? - Se puede restar dos horas a la hora y poner en algún lugar "los horarios son de la Ciudad de México"
16/03/2009 | 10:15
en Sobre adicciones, votos y farsantes
   
ricardelico :
La fecha está bien pero la hora está mal, no son las 17:55 sino las 15:55, está dos horas adelantado
14/03/2009 | 17:55
en Sobre adicciones, votos y farsantes
   
ricardelico :
Tuve que volver a loginearme para hacer otro mensaje
14/03/2009 | 17:55
en Sobre adicciones, votos y farsantes
   
ricardelico :
tercera prueba.
14/03/2009 | 17:50
en Sobre adicciones, votos y farsantes
   
ricardelico :
Observaciones técnicas: 1.- No es "Nota completa" sino "docuficha", luego "contenido", luego "comentarios" (2a etapa) 2.- La parte de la "docuficha" debe parecer una ficha bibliográfica; el título podría estar en letra más grande (2a etapa) 3.- El contenido debe estar en letras normales, no en negritas. (1a etapa) 4.- Que por default solo se muestre una fracción del "contenido" o "cuerpo del texto", seguido de un botón "leer más" para leer todo el contenido registrado. Tomar en cuenta que en ocasiones (p.ej.libros) no habrá nada en "contenido" (?) 5.- Lo más grave que identifico por el momento es que una vez logineado, si me salgo de la url donde me loginé vuelven a aparecer arriba del header las ventanas para login (email y password) (1a etapa)
14/03/2009 | 17:48
en Sobre adicciones, votos y farsantes
   
ricardelico :
Ésta es la primera entrada en Drogas México. Un artículo de Humberto Musacchio publicado en el diario Reforma, unos días antes de las elecciones intermedias del 2003. Pocos meses después, tras una acusación de tráfico de influencias, el Dr Guido Belsasso dejó el cargo al frente de la CONADIC.
13/03/2009 | 23:14
en Sobre adicciones, votos y farsantes
   
DrogasMexico.org es un proyecto de Convivencia y Espacio Público AC y el Colectivo por una Política Integral hacia las Drogas AC.
Agradecemos el apoyo de Open Society Foundation, Angelica Foundation y Tides Foundation