Loading
Buscar en Drogas México

   

De coca a cocaína, como de café a cafeína :: Drogas México

Hoja de #coca
Conoce más sobre este arbusto de cualidades estimulantes, endémico de los Andes

La cumbre de Cádiz respaldará la tradición del masticado de la hoja de coc
De coca a cocaína, como de café a cafeína
Productores bolivianos de hoja de coca demandarán a quien les llame narcos


De cómo una lectura antropológica y socio–lingüística despeja dudas sobre la construcción artificial de un mito moderno y perverso, pero también suministra herramientas...El café, un psicoactivo legal, distribuido en forma de grano entero o molido para uso en infusión, no sólo ha sido un pilar importantísimo de la...
SEP
16
2 0 1 2

0 comentarios


De coca a cocaína, como de café a cafeína

Elías Sevilla Casas

16 de septiembre de 2012 (24/09/12)
razonpublica.com ver en razonpublica.com

De cómo una lectura antropológica y socio–lingüística despeja dudas sobre la construcción artificial de un mito moderno y perverso, pero también suministra herramientas para de-construir el mito y abre puertas para un nuevo paradigma.




El café, un psicoactivo legal, distribuido en forma de grano entero o molido para uso en infusión, no sólo ha sido un pilar importantísimo de la economía, sino que ha llegado a ser un ícono del país en su integralidad originaria de producto vegetal.

En algunos medios – como los comentaristas de fútbol – nos llaman “los cafeteros”. Además, tomar una taza de café puede ser la condensación simbólica del diálogo amistoso, como bien lo indica el comercial “tomémonos un tinto” (en vez de echarnos tiros).

El clorhidrato de cocaína es también una SPA, no natural, sino “de diseño”. Es resultado de complicados procesos químicos de concentración y depuración a partir de ingentes cantidades de hoja de coca, porque la proporción de esta sustancia en el vegetal es muy reducida, casi imperceptible (pero efectiva, aun en su estado original). Ha sido producida y distribuida a escala global como fármaco en forma ilegal y criminal por colombianos y por sus indispensables aliados.

En contraste con el café, pero en la misma banda ancha de las SPA, la cocaína bien puede ser, para los colombianos, una trágica condensación simbólica, metonímica para ser precisos, de matarnos en la guerra, de extraditar compatriotas, o de llenar las cárceles.

El análisis del tema es, por tanto, muy pertinente en este tiempo de diálogos de paz. No me detengo hoy en los detalles de café/cafeína (“tomémonos un tinto”), pues prefiero concentrarme en los de (mama)coca/cocaína.

Cómo se construye un mito

Por ahora me propongo mirar tan sólo — en sí mismo y para diseccionarlo en la mesa analítica —el proceso lingüístico y semiótico de la construcción siniestra de este mito moderno que nos caracteriza y hiere. “Colombia: coca(ína) y café”. El café nos tenderá al final una mano oportuna. Celebramos cada día paz con el café. También, como alguien ya escribió en forma pertinente, buscamos que haya “paz con la (mama)coca”.

(...)El autor del libro Mamacoca, Anthony Henman, sabe de qué habla cuando dice que esta reducción conceptual y práctica de coca a cocaína es un mito producto de la “falta de honradez” y de la “mala conducta profesional” del Comité de Expertos en Farmacodependencia de la Organización Mundial de la Salud (OMS),así como del juego de intereses geopolíticos que domina a la Junta Internacional de Fiscalización de Estupefacientes (JIFE) y que se refleja en las acciones e informes de la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (ONUDD)...

[Fragmento]

ver en razonpublica.com


estás viendo:
De coca a cocaína, como de café a cafeína
volver arriba
#cocaína Hoja de #coca


comentarios
Entrar para agregar comentario:
entrar


DrogasMexico.org es un proyecto de Convivencia y Espacio Público AC y el Colectivo por una Política Integral hacia las Drogas AC.
Agradecemos el apoyo de Open Society Foundation, Angelica Foundation y Tides Foundation